Estudiar asistir a las clases de una materia

Asignaturas en las escuelas americanas

¿Alguna vez has sentido que tus hábitos de estudio no son suficientes? ¿Te preguntas qué podrías hacer para rendir mejor en clase y en los exámenes? Muchos estudiantes se dan cuenta de que sus hábitos de estudio en el instituto no son muy eficaces en la universidad. Esto es comprensible, ya que la universidad es muy diferente del instituto. Los profesores se involucran menos personalmente, las clases son más grandes, los exámenes valen más, la lectura es más intensa y las clases son mucho más rigurosas. Eso no significa que haya nada malo en ti; sólo significa que necesitas aprender algunas técnicas de estudio más eficaces. Afortunadamente, hay muchas estrategias de estudio activas y efectivas que han demostrado ser eficaces en las clases universitarias.

Este folleto ofrece varios consejos para estudiar de forma eficaz. Implementar estos consejos en tu rutina de estudio habitual te ayudará a aprender el material del curso de forma eficiente y eficaz. Experimenta con ellos y encuentra algunos que te funcionen.

Leer y releer simplemente los textos o los apuntes no es participar activamente en el material. Se trata simplemente de releer los apuntes. Hacer sólo las lecturas para la clase no es estudiar. Es simplemente hacer la lectura para la clase. La relectura conduce a un rápido olvido.

Lista de clases

En el pasado, obtener un título universitario significaba asistir físicamente a clases presenciales, lo que a menudo suponía un reto para los profesionales que trabajaban o tenían horarios complicados. Ahora, gracias a los avances tecnológicos, es más fácil que nunca encontrar un programa de grado que ofrezca la flexibilidad que necesitas, ya sea a través de clases tradicionales en persona, aprendizaje en línea o una mezcla de ambos.

Los cursos en línea tienen muchas ventajas: te permiten aprender cuando, donde y como mejor te convenga, lo que facilita la obtención de un título mientras compaginas los compromisos laborales y familiares. Además, al no tener que asistir a las clases en persona, el aprendizaje en línea te permite acceder a los mejores programas de grado de todo el país que, de otro modo, podrían ser inaccesibles o muy incómodos.

Sin embargo, las clases en línea pueden presentar desafíos únicos si no estás preparado. Pero si desarrollas las habilidades para un aprendizaje en línea eficaz, descubrirás que los cursos pueden ser una excelente alternativa a un entorno de clase tradicional. A continuación te ofrecemos algunos consejos para el éxito del aprendizaje en línea, para asegurarte de que sacas el máximo provecho de tu próxima clase.

Consejos para el examen

El primer día de clase es su oportunidad de presentar su visión de la clase a los futuros estudiantes. Es útil que se presente como académico y educador y que ofrezca una visión de cómo impartirá la clase y de lo que espera que aporten al proceso de aprendizaje.

Tenga en cuenta que varios de sus estudiantes pueden estar «comprando» un horario la primera semana de clases. Es posible que busquen una clase que ocupe una franja horaria concreta, que incluya un entorno de aprendizaje particular (es decir, un estilo de laboratorio o de conferencia), o una clase con una determinada carga de trabajo para equilibrar las exigencias de sus otros cursos y responsabilidades extracurriculares. De este modo, los estudiantes agradecerán una hoja de ruta clara de lo que les exigirá a lo largo del semestre. También es conveniente que modele, de la manera más específica posible, el ambiente del aula que pretende fomentar durante la clase. Por ejemplo, si van a pasar mucho tiempo trabajando en grupo a lo largo del semestre, es posible que quiera dividirlos en grupos el primer día.

Cómo estudiar bien

El concepto de educación tradicional ha cambiado radicalmente en los últimos dos años. Estar físicamente en un aula ya no es la única opción de aprendizaje, al menos no con el auge de Internet y las nuevas tecnologías. Hoy en día, puedes acceder a una educación de calidad cuando y donde quieras, siempre que puedas conectarte. Estamos entrando en una nueva era: la revolución de la educación en línea.

No hay que descartar el escepticismo que rodea a la educación a través de Internet. Es difícil entender la idea de dejar atrás el aula convencional, sobre todo si es para enfrentarse a ese vasto espacio llamado Internet.

Sin embargo, eso no es razón suficiente para rehuir esta alternativa, que ha demostrado ser válida y útil para muchos estudiantes. Según la encuesta más reciente de Babson Survey Research Group, más del 30% de los estudiantes de educación superior en Estados Unidos realizan al menos un curso a distancia. La educación en línea es una opción sensata, tanto si eres un adolescente como un adulto. Como estudiante, puede ser un método de aprendizaje útil para perfeccionar tus conocimientos en una materia difícil o para aprender una nueva habilidad.